Ahorros Saludables

publicado en: Ahorra, Consumo | 0

Seguimos con la forma de ahorrar algún dinerito en nuestro día a día, ya que lo necesitamos. Y no nos damos cuenta y podemos ahorrarlo de muchas maneras y además podemos mejorar nuestro hábito de una forma más saludable.

1.Beber más agua.

No sólo beber agua en abundancia tiene grandes beneficios para la salud, sino que también tiene beneficios financierosBeber un gran vaso de agua antes de cada comida con el fin de permanecer por más tiempo y, finalmente, comer menos. No sólo va a ahorrar en la factura de la comida, pero también se sentirá mejor después de quedar bien hidratado.

Aún mejor, beber más agua – ya sea en una botella rellenable o en los restaurantes – significa gastar menos dinero en bebidas como refrescos, jugos, y té.

2. Evitar los alimentos de conveniencia y comida rápida.

En vez de comer comida rápida o comprar comida precocinada, trata de hacer algunas sustituciones simples y saludables. Establécete una dieta sana y equilibrada, elabora un calendario con tus menús para cada día, e intenta controlar tus impulsos de comida rápida, ya que gastarás dinero y eso no es lo que queremos.

3. Deja de fumar.

Si todavía eres un fumador, tienen que saber que tus hábitos son perjudiciales para la salud y además caros.

Si desea agregar años a su vida y ahorrar un bote lleno de dinero, lo más fácil de hacer es dejar de fumar por completo. Puedes dejar de fumar de golpe, probar algunos de los muchos productos anti-tabaco, o cambiar a un cigarrillo electrónico para ganar algo de tiempo.

4. Amortiza las cazuelas.

Todos sabemos que los guisos son agradables, y son platos fáciles de preparar. La próxima vez que haga una cazuela, haz cuatro lotes de la misma y pon los que te sobren en el congelador. Entonces, cuando necesites una comida rápida puedes coger una ración del congelador y calentarla.

Esto te permite comprar los ingredientes a granel, lo que puede significar un ahorro adicional. Mientras tanto, teniendo varios tapers en el congelador es menos probable que caigas en la comida rápida.

5. Desayunar.

Comer un desayuno saludable que se llena de energía para el día y al mismo tiempo frenar el deseo de un gran almuerzo, caro. Mientras tanto, el desayuno puede ser muy saludable, rápida y de bajo costo . Un plato de avena por la mañana es a menudo la única cosa que me impide salir corriendo a comer un almuerzo.

 

Dejar una opinión